Jóvenes que cambian el mundo

opusdei.es: 7:26 13-04-2014

Jóvenes que cambian el mundo

Mayo del 68, la cadena de protestas
que se llevaron a cabo en París durante los meses de mayo y junio de 1968 se
extienden por medio planeta. El malestar de los
universitarios –estudiantes y docentes-, la crisis de las estructuras y sobre
todo la demanda de una relación distinta entre profesores y estudiantes
constituían una realidad objetiva, que hundía su raíz en las mismas
transformaciones sociales emergentes en todo el mundo al inicio de los años 70

Agosto de 2010, arranca otra
revolución, jóvenes de países árabes
empezando por Túnez y Egipto se rebelan
en protesta por la falta de libertades en su país. Esa revuelta tiene
repercusión en el mundo entero gracias a las redes sociales y se produce un
movimiento unánime en apoyo de la denominada “primavera árabe”

Dos fechas, una misma realidad, los
jóvenes parecen decididos a empuñar las riendas de su destino: mucho más
concienciados de lo que se solía suponer. Y es que los jóvenes siempre han
estado ahí decididos no observar el mundo desde la barrera.

Para dar cauce a
las inquietudes de los jóvenes universitarios nacen en 1968 los Encuentros UNIV, promovidos por el Instituto para la Cooperación Universitaria, bajo el
impulso de San Josemaría. El
éxito del UNIV que celebra su 46º edición en abril de 2014 es que trata de
ofrecer soluciones positivas a la rebeldía estudiantil que nació en el año 1968. Se trata estudiar
los problemas, abrir un diálogo entre los componentes de la comunidad
universitaria, no reivindicar sólo los derechos sin pensar en asumir primero
los propios deberes,…resulta más atrayente y “revolucionario” que cualquier
forma de protesta.

Ecología y persona

Cada año el comité organizador del
foro UNIV propone un tema de estudio, este año es: “Cosmos Ecología de la
persona y de su entorno”
. Se presentan estudiantes universitarios, de modo
individual o en grupos de trabajo, de manera libre o dirigidos por algún
profesor de la universidad. Estudian un tema, profundizan en él y
presentan las conclusiones en una primera fase local que se realiza en algunas
ciudades de diversos puntos del globo.
Finalmente los mejores trabajos son seleccionados para llevaros a la
fase final del Foro UNIV que tiene lugar en Roma en torno a la Semana Santa.

María, estudiante de 4º de
enfermería de la Universidad de Valencia ha participado en el Foro los tres
últimos años y piensa que “es una oportunidad para pensar y canalizar la
aspiración de cambiar el mundo poniendo mi granito de arena. He tenido la
oportunidad de exponer mi ponencia tres años seguidos en Roma -continúa-, y
escuchar las de universitarios de los cinco continentes”. Y es que poder dialogar
y confrontar nuestros problemas con los de jóvenes de otros países “me ha abierto
la mente y me ha hecho reconsiderar mis propios
criterios y comenzar a construir sobre una base más universal, más verdadera”
añade.

Ángela, Elena y Amalia estudiantes de la Faculta de Medicina de la
Universidad de Zaragoza, han reflexionado sobre la “Ecología del embrión”, con
la orientación de la doctora Estíbaliz Jarauta. Ángela estudiante de 3º, señala
que realizar la ponencia le ha servido para pensar y caer en la cuenta de lo
que supone una vida humana, “eso es verdadera ecología, no sólo es respetar los
árboles, los ríos, el planeta, principalmente en el respeto que merece cada
embrión fecundado, cada persona humana”
Ángela fue la portavoz del grupo en la fase local de Madrid el pasado 23
de marzo. Su trabajo fue seleccionado para exponerla en la fase final del Foro
UNIV.

Tres santos que creían en los
jóvenes

Juan Pablo II se reunió durante más
de 25 años con los participantes en los
encuentros UNIV, siempre creyó en la fuerza transformadora de la juventud como
esperanza de la sociedad. El año 2002 en una audiencia con ellos les decía:
“resistid queridos jóvenes del UNIV, a la tentación de la mediocridad y del
conformismo. Sólo así podréis hacer de la vida un don y un servicio a la
humanidad; sólo de este modo contribuiréis a aliviar las heridas y los
sufrimientos de tantos pobres y marginados como sigue habiendo en este mundo
nuestro tecnológicamente avanzado”(Audiencia
25 de marzo 2002
).

D. Álvaro del Portillo -quien fue sucesor
de San Josemaría promotor de esta iniciativa-, recibía anualmente a los jóvenes
del UNIV. En una ocasión dirigiéndose a estudiantes universitarios les animaba
a “ser jóvenes con convicciones y embarcarse en la aventura de entusiasmar a un
mundo cansado” y continuaba, “lejos
de la protesta estéril y del pasivo conformismo, los universitarios han de
esforzarse por superar el aturdimiento que lleva consigo la frivolidad
hedonista: deben alcanzar en la adquisición de una honda formación intelectual
y humana, que haga de ellos mujeres y hombres maduros, ciudadanos responsables,
personas cultas, profesionales competentes. Por que sólo si llegan a sus raíces
antropológicas y religiosas, es posible comprender con hondura la crisis
actual, y encontrar vías para que las presentes transformaciones desemboquen en
una civilización armónica y fecunda,…” Del
Portillo A., Discurso “Dar entusiasmo a un mundo cansado” publicado en Nuestro
Tiempo, n. 477 (marzo 1994) pp.120-124.

Esas palabras siguen siendo actuales
porque la rebeldía, el inconformismo, los sueños grandes, características de la gente joven no se han perdido, más bien
siguen al alza.

opusdei.es

Comments are closed.